La Leyenda de Manco Capac y Mama Ocllo

La Leyenda de Manco Capac y Mama Ocllo

También llamada Mito del Titicaca. Garcilaso de la Vega nos dice: que el Dios Sol queriendo poner fin a la anarquía al que habían llegado los pueblos, después de la disolución del Imperio  Megalítico, resolvió enviar de una Isla del Lago Titicaca a sus dos hijos con una barrretilla de oro y donde se hundieran deberían fundar la capital del imperio para redimir y unificar  a las gentes dispersas.

Partieron hacia el norte y habiendo ensayado hundirla en distintos lugares, lograron por fin hacerla desaparecer en el lugar denominado Wanakauri (de waná:  deseo, quiero, necesito, y Kauri: altura, altura deseada, buscada).

Fundado el Imperio Manco Capac (del quechua Manku: Cerro en forma de garra y Capac: Poderoso risco, cerro poderoso).

Se dedicó a ensañar a los varones el arte del cultivo de la tierra y la organización familiar. Mama Ocllo (Madre que da calor) se entendió con las mujeres enseñándoles el hilado,  el tejido, la costura. Pero para lograr eso se tenía que sojuzgar a los naturales.  Así lo hicieron.

Otros cronistas refieren que Manco Cápac se presentó al Cuzco con un vestido dorado,  titulándose Hijo del Sol. Los habitantes de las zonas se sometieron ante esa enigmática presencia, ya que en los antiguos peruanos dominaban la superstición y el espíritu mágico.
Share on Google Plus

About Docentes

    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario

Más información en: Carpeta Pedagógica.